Punto. ¿Y a parte?

Os extrañará mi ausencia estos días por el mundo de la información, pero a veces se necesita que el tiempo enfríe las mentes y que la lluvia apague de una vez las brasas que quedaron del pasado fin de semana, y como quien dice, de la temporada invernal.

Todo estaba dispuesto, no había quedado ningún detalle al azar, los entrenamientos, las recuperaciones, las horas de descanso, fisios… era la carrera del año, donde durante 12km debía dedicarme única y exclusivamente a disfrutar, pero no fue así. El sábado, ajeno a todo aquello que me esperaba, ya inicié el viaje concentrado, quizás demasiado serio. La tarde también pasó igual, reconocimiento al circuito, ligero rodaje de 5km y unas rectas, pero siempre sobrevolando la misma idea, la sombra de la competición era muy alargada… Llegó el domingo, mi gesto era el mismo, tensión y concentración, que sin darme cuenta se tornaron en mi contra, sin dejarme hacer un buen calentamiento y con cierta ansiedad frente a la hora H del día D, ese en el que había pensado tantas veces.

10982190_348088452044954_6117338668878831776_o

Salida en tromba, buena colocación y a partir de ahí a moverse en carrera, noto que no fluyo, engarrotado y tenso… hasta que en el km 3 primer achaque, un sospechoso dolor abdominal aparecía en una de las bajadas, haciéndome acortar la zancada y con ello pasándome muchos atletas… y el resto lo pueden imaginar, 9km de sufrimiento e impotencia, viendo como pasaban los km y los atletas por delante de mi sin poder demostrar el trabajo que había detrás y mi verdadero estado de forma. Finalmente el 30 español.

Pero de todo se aprende, no lo veo como un fracaso, sino como una verdadera lección. Los nervios, la tensión, el querer ser quien no eres en realidad… eso quizás pueda servirle a otras personas, pero en mi caso me he demostrado que no, que los grandes campeonatos se afrontar igual que una carrera popular o que cualquier día de entrenamiento que sales con tus compañeros, porque al fin y al cabo no deja de ser un día más, y un día menos donde no deberían existir los grandes objetivos, sino la pequeña satisfacción de saber que corres porque te hace feliz.

Semana de reflexión, de volver a cargar las pilas y volver a sentir la necesidad de correr, la necesidad de ser feliz haciéndolo. Pensé que jamás lo diría pero “Por fin” acabó el Campo a Través. Llega la pista, la hora de correr rápido y bonito, el olor a goma quemada, el clavo fino… Ahora más que nunca #ShowMustGoOn

Anuncios

Un comentario en “Punto. ¿Y a parte?

  1. Pingback: Sabor agridulce en el Campeonato de España de Campo a Través - TTN :: Torrejoncillo Todo Noticias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s